Feeds:
Entradas
Comentarios

Otra foto para editorialEl Partido Popular estrena candidato, y con el candidato, página Web, cuenta de Twitter, Facebok, etc. Tras ocho años utilizando de modo partidista los recursos municipales para beneficio y autobombo del Partido Popular, en tiempos de campaña y bicefalia, el candidato David Mingo opta por “plegar velas” y hacer campaña desde la sede de su partido.

No le va a resultar fácil. A estar alturas el Partido Popular tiene serias dificultades para entender aspectos elementales de la política: ni el Ayuntamiento es suyo, ni lo que hace un gobierno del PP se hace con dinero del PP… todo lo más, al contrario. La causa Gürtel, los papeles de Bárcenas e incluso “los papeles de Salamanca” lo que evidencian es que, al contrario, el PP se habría beneficiado de recursos públicos para empresas y campañas particulares.

Nuestras apreciaciones no son ociosas. Para muestra, el desafortunado estreno de la página Web del Partido Popular. Atención al titular “El Partido Popular invierte 60.000 euros en la adaptación del parque del cementerio”. Otro ejemplo, en la cuenta de Twitter del Alcalde: “El Partido Popular de Santa Marta de Tormes ha invertido cerca de 30 millones de euros en las dos últimas legislaturas”… como si el dinero fuera suyo, y no puesto con el esfuerzo de los contribuyentes y no pocas subidas de impuestos. Lo evidente no requiere demasiada explicación. Viejas prácticas en plena etapa de cambios.

Foto para editorial noticia última hora

Pero no se trata sólo de un terrible lapsus. Lo que subyace, además de esa eterna confusión entre lo propio y lo común, entre lo público y lo privado, es un modo indolente de afrontar la realidad. ¿Cómo puede alguien rentabilizar la ejecución de inversiones con dinero que en todo caso pagan los contribuyentes?

Seguimos con la eterna confusión: ¿adivinan qué empresa ha desarrollado la flamante nueva Web del Partido Popular? Pues obviamente, la misma que la que ha realizado la del Ayuntamiento de Santa Marta, la fracasada web municipal para compartir coche, la que facturó al Ayuntamiento por un dominio (martarock) de una empresa privada y que ya no estaba operativo… la que hizo la otrora omnipresente empresa Altum Sport… todo ello mediante contratos negociados sin publicidad, o por adjudicación directa.

En plena vorágine presupuestaria y de recortes hemos podido conocer –al fin- con detalle, las cantidades que este Ayuntamiento destina a publicidad en medios de comunicación, además de comprobar, atónitos, que esa partida es de las pocas que aumenta (pasa de 18.000 a 20.000 €).

El debate sobre las ayudas a medios de comunicación local está enrarecido desde hace ya muchos años. De una parte, quienes ostentan en su momento la responsabilidad de gobernar, aducen la necesidad de “incentivar” a las empresas de comunicación locales y defienden la existencia de unos medios de comunicación que informen de forma específica sobre el municipio –como ocurre con La Gaceta de Santa Marta-, que sin esas ayudas otorgadas en forma de publicidad, no podrían –según ellos- subsistir. De otra, somos muchos los que pensamos que el criterio sobre cómo y a qué empresas locales apoyar es cuanto menos opaco. Si lo que se anuncia (el teléfono del Ayuntamiento, por ejemplo) es de poca o nula utilidad en sí mismo, el escándalo se consuma cuando, por ejemplo, se factura la publicidad de las fiestas patronales con cargo ¡al área de mujer!

Las cifras cantan. Medios como La Gaceta de Salamanca (que edita la conocida “Gacetilla”) perciben cantidades de dinero nada desdeñables cada mes y precisamente por ser la cantidad importante en términos absolutos, y también por ser la principal fuente de ingresos publicitarios, que sean plurales y valientes al informar sería una heroicidad. Y el miedo, es libre.

IU sufraga con el sueldo de sus dos concejales (que no se quedan ni un céntimo por su labor) el periódico que lees. Con él rompemos un escandaloso silencio sobre nuestra actividad y nuestras iniciativas, y precisamente por ello, cada vez son más quienes se escandalizan conscientes de que existe una realidad (crítica) que casi nunca tiene cabida en unos medios subvencionados con dinero de todos. Por el contrario, es desmesurado el tratamiento que reciben ediles como Marta Labrador, Chabela de la Torre o Javier Cascante, que no hay día en que no figuren en alguna foto y reciben un trato que de tan amable, genera bochorno.

No pretendemos matar al mensajero, ni cuestionar la profesionalidad de quienes trabajan para los medios. Pero es imprescindible no caer en la ingenuidad: los medios quieren ganar dinero y no van a morder una mano que hace tiempo que les da muy bien de comer. Quizá nunca hayan recibido una llamada del Alcalde diciéndoles qué pueden o no publicar. Pero ese es el problema, que probablemente no hace ni falta. Ya se autocensurarán ellos.

Por el contrario, la prensa digital, que por definición, no tiene “limitación de espacio”, representa un pequeño oasis de pluralidad. Y no deja de ser llamativo, que esos medios sean precisamente, los que reciben poca o ninguna contratación de publicidad por parte del Ayuntamiento.

Vecinos y vecinas: habréis tenido conocimiento por la prensa de que el Tribunal Superior de Justicia ha estimado parcialmente un recurso de Izquierda Unida contra los Presupuestos Municipales de 2011. He observado con cierta sorpresa que el Alcalde Javier Cascante, y la concejala de Hacienda, De la Torre, han comparecido rápidamente en rueda de prensa, tan rápido que es como si “estuvieran avisados de que en esa mañana saldría la Sentencia”… y han salido a la prensa, y de forma fiel, ésta así lo recoge, que:

a)      la Sentencia no tendrá ningún efecto práctico porque las partidas anuladas no se habían ejecutado

b)      que la gestión política fue buena, tanto que sólo IU votó en contra de los presupuestos

c)      que han hecho todo bien, todo legal, todo según el criterio de los técnicos, y que el Juez así lo atestigua, pero que quizás se han extralimitado en la interpretación de los fines sociales a los que se puede destinar el dinero que se obtiene por vender suelo público

Reconozco que yo pensaba que los periodistas replicarían haciéndole preguntas al Alcalde, y sobre todo, preguntando a quien en su día votó en contra de los presupuestos, los recurrió en la Justicia, fue tildada de ignorante y acusada de generar gastos inútiles, y hoy ha ganado, siquiera parcialmente, el procedimiento judicial. Como no ha sido así, os dejo mi versión de los hechos, porque tenéis derecho a conocerla.

En noviembre de 2011, el Alcalde convocó Pleno Extraordinario –cinco días antes de uno Ordinario- para aprobar inicialmente los presupuestos. En ellos, como siempre, se contemplaba el cuento de la lechera: vendo unas parcelas que tengo en Atyka y hago un Ayuntamiento, decoro una plaza con una marquesina, amueblo un cuartel de Policía, amplío la Biblioteca, cambio el césped del campo de fútbol… el Pleno Extraordinario costó 3.990 Euros a los contribuyentes (cantidad que representaba más de la mitad de lo que el Ayuntamiento dedica a ayudas de material escolar, por ejemplo) y la única que votó en contra fue Izquierda Unida.

En fase de alegaciones, el hoy concejal de IU, Jesús Santos, haciendo uso del derecho que la ley da a los ciudadanos, presentó una alegación que venía a decir que los fines a los que pretende destinarse el dinero que se obtenga por vender suelo público debieran ser los que marca la Ley, y no cosas que nada tienen que ver con la Vivienda y el mercado de suelo…

Las alegaciones se resolvieron de nuevo, en un Pleno Extraordinario el 23 de diciembre, de cuyo coste trataron de culpar a Izquierda Unida y a Jesús Santos, olvidando que las alegaciones bien podrían haberse resuelto en el Pleno de Enero, pero la crítica estaba hecha, e Izquierda Unida sentenciada… nadie habló al día siguiente de lo fundamental: el Presupuesto era ficticio (las parcelas no se venden ni devaluando mucho su precio), y los fines a los que se destinaría el dinero de esa hipotética venta eran ilegales. Lo fácil era acusar a IU de haber presentado una alegación que costaba un Pleno Extrardinario y mucho gasto –entonces les dio por la austeridad a quienes siempre se habían opuesto a bajarse el sueldo-.

La venta de parcelas y sus fines:

Dicen ahora el Alcalde y su edil de Hacienda, que no habrían hecho nada sin un informe técnico favorable, y que en cualquier caso no han hecho nada irregular, todo lo más, interpretar mal un artículo… cuán humildes se han vuelto de la noche a la mañana…

Lo cierto es que la propuesta del equipo de gobierno era aún mucho más irregular de lo que finalmente se aprobó, contemplando incluso partidas que podrían ser calificadas incluso de gasto corriente con cargo a la venta de parcelas.

Respecto a los informes técnicos, es MENTIRA que les dieran la razón. O al menos una media verdad. Lo que el Interventor municipal sostenía era que “la previsión de venta de parcelas y su afectación a fines no contemplados en la Ley del Suelo no hacía ilegal al Presupuesto en el momento de aprobarlo, sino que sería en el momento de vender las parcelas, o de afectar el dinero a esos fines cuando se vería si era o no legal”. Esa es la posición que ha mantenido el técnico municipal, y la que luego ha defendido el Letrado del Consistorio.

Pero la realidad es muy diferente a como la vende el Ayuntamiento. La Sentencia dice lindezas como esta: “a la vista de los términos con que aquélla se formula ya se advierte desde el inicio que el destino que pretende darse a los ingresos por la enajenación de patrimonio municipal de suelo no puede encajar en ninguno de los fines legal y reglamentariamente previstos”. (Es decir que no es cierto que se extralimiten al interpretar una letra del artículo 374 del RUCYL, sino que hecho por el Ayuntamiento no encaja en ningún supuesto de dicho artículo)

desde luego, puede apreciarse en sede jurisdiccional sin esperar, como el Ayuntamiento sostiene, al concreto desarrollo y ejecución del presupuesto ya que la adveración del presupuesto municipal como conforme o no al ordenamiento jurídico no puede supeditarse –en otro caso desaparecería el control previo de legalidad  del presupuesto- a la necesidad de conocer el concreto resultado de su ejecución y de los ulteriores expedientes o informes jurídicos que eventualmente la acompañen” (Es decir, que si hubieran hecho caso de la alegación presentada por Jesús Santos, nos habríamos ahorrado un procedimiento judicial pues era claro que tenía razón).

¿Por qué la Sentencia no tendrá efecto alguno?

El Alcalde dice a la prensa “no pasa nada… porque no habíamos ejecutado ninguna inversión de las anuladas por la Sentencia”. Pues bien, es evidente que esto merece dos comentarios:

1º Que pese a haberse chotado de mí durante la tramitación de aquel presupuesto, y haber defendido con uñas y dientes que su actuación era legal, no debían estar muy convencidos de llevar la razón cuando al ver que IU había acudido al Presupuesto, decidieron paralizar la ejecución de las inversiones y guardar en el cajón el dinero de las parcelas que han malvendido.

2º Es curioso que el Alcalde alardee ahora de no haber llevado a cabo ninguna inversión en todo un ejercicio presupuestario. Seguro que si hubiera campaña electoral el mes que viene no decía lo mismo… pero claro, una vez obtenidos los votos, el papel lo aguanta todo.

Dicen que la Sentencia no tendrá efecto, pero esa es una osadía y una verdad a medias. La mala noticia es que, una vez más, el procedimiento lo pagarán los contribuyentes. La buena, que el recurso de incluir alegremente la venta de parcelas como forma de financiar ocurrencias se ha terminado. En adelante, la venta de suelo público deberá ceñirse a la finalidad de la existencia de suelo público: intervenir en el mercado de suelo, abaratar costes y hacer realidad un derecho de todos, acceder a la vivienda.

Si eso es así, la Sentencia –y el dinero que a mí también me ha costado el procedimiento- tiene un impacto importante, y estoy orgullosa de haber aguantado, en solitario, contra viento y marea, las risitas de PP y PSOE, y titulares de prensa maliciosos, en la defensa de los intereses de todas y todos.

Un abrazo, Mariasun

¿Recortes?

Pese a que en 2010 los sueldos del Alcalde y los Tenientes de Alcalde así como las retribuciones del resto de concejales bajaron un entre un 5 y un 10%, lo cierto es que Santa Marta sigue siendo noticia por tener uno de los alcaldes mejor pagados de la región (más que el de Palencia por ejemplo).

Puede decirse que la crisis no la notan los políticos o al menos eso parece si se tiene en cuenta que al estrenarse el nuevo mandato, el Alcalde ha prorrogado, sin posibilidad de debate, las percepciones aprobadas en 2007 (que entonces supuso una subida de hasta un 200%) con los votos favorables de toda la corporación excepto el voto en contra de IU.

Desde aquel año, hemos venido reivindicando una gestión austera de los recursos así como la necesidad de dar ejemplo desde todas las administraciones, máxime cuando a  trabajadoras y trabajadores les vienen impuestos sacrificios económicos que afectan a su bienestar.

Para evitar que un tema trascendente y ejemplarizante pasase desapercibido, como pretendía el PP, Izquierda Unida ha presentado una moción que obliga a cada grupo político a posicionarse y retratarse. Izquierda Unida propone que se rebajen los sueldos y gastos de representación, como primera medida y que el ahorro resultante se destine a gasto social, y en concreto a ayudas a becas para libros, ayuda social de emergencia, servicio comida a domicilio y cooperación al desarrollo.

La propuesta de IU, rechazada por la mayoría absoluta del PP supondría reducir el sueldo del Alcalde de los 53.000 € a 30.000€, fijar en 21.000 € el de los Tenientes de Alcalde y establecer en 283 y 56 € las cantidades que los concejales cobrarían por Pleno y Comisión Informativa.


El marzo de 2010, PP y PSOE aprobaron –con el voto en contra de IU- el desarrollo de la parcela (M-4-2 del Sector 2) situada junto al nuevo Supermercado Lidl, acordando que las Viviendas de Protección Oficial se construyesen por la empresa Arranz Acinas. En palabras del Alcalde “una empresa garantiza con mayor solvencia la rápida construcción de las mismas”. IU propuso que parte de la promoción se reservara para el régimen de alquiler público. “Ya veremos” contestaron PP y PSOE.  Cuando propusimos que la promoción se encomendara a la administración el Alcalde fue contundente: “Arranz Acinas es más solvente y garantiza mayor rapidez”.

La realidad, siempre tozuda, vuelve a dar la razón a IU. Las viviendas, cuyo construcción se ha demorado sine die, se ofertan a precios inalcanzables para la mayoría de los ciudadanos: las de 90 m2 y dos plazas de garaje tendrán un coste de 160.000 €, y las de 70 m2se venderán por 140.000 €.

¿A qué tipo de gente se destina este tipo de vivienda? La respuesta es sencilla, sobre todo si tenemos en cuenta las características y el precio de las mismas: a gente de importante poder adquisitivo, y no para la gente que necesita del poder público para acceder al derecho constitucional a la vivienda. En esto consiste la política del PP, ni más ni menos, en facilitar que una zona privilegiada se colmate de viviendas y que la protección oficial quede desvirtuada por el precio de las mismas.

Pero los infortunios no acaban aquí. La constructora atraviesa un momento crítico y ni la construcción de viviendas ha comenzado ni el Ayuntamiento ha percibido aún los 671.000 € que ésta le adeuda, por lo que el futuro de dicho solar es incierto.

¿Quién dijo que lo privado es más eficaz que lo público?

El ayuntamiento de Santa Marta ha vuelto a proponer como Colegio Electoral los locales anexos a la Capilla de Valdelagua. En dicho lugar deberán por tanto ejercer el derecho a voto los 1.854 electores, casi un 20% del censo electoral que forman parte de las secciones 7ª y 9ª de Santa Marta.

Los concejales de Izquierda Unida hemos formulado un recurso contra la decisión de la Junta de Gobierno y la Oficina Provincial del Censo por tres motivos: en primer porque se incumple de manera flagrante el Real Decreto que regula cómo han de ser los denominados colegios electorales.  Así su artículo 1º señala que los locales en los que se verifique el proceso de votación serán, preferentemente, de titularidad pública y de entre ellos, los de carácter docente, cultural o recreativo, y deberán de ser accesibles a las personas con limitaciones de movilidad. Está claro que ese requisito no se cumple y menos cuando el Colegio Público Martín Gaite y el IES Calisto y Melibea –los más cercanos a esas secciones electorales- están vacíos sin que el Ayuntamiento haya dado explicación convincente alguna.

El segundo motivo del recurso lo fundamentamos en que la Capilla de Valdelagua no reúne las condiciones mínimas exigidas.  Ya en las elecciones del pasado 22 de mayo pudimos comprobar que la falta de espacio era evidente, la iluminación no era la adecuada ni tampoco la climatización y ventilación. Pero es que además, en esta ocasión las elecciones se celebrarán en noviembre, es decir, con una climatología previsiblemente adversa y con menos horas de luz.

Finalmente recurrimos por considerar que la Capilla no es un lugar de votación neutral. La iglesia ha protagonizado no pocos incidentes con la sociedad civil y sigue empecinada en influir en la política de los gobiernos. Con independencia de las creencias de cada uno, lo cierto es que el Vaticano se erige en autoridad pública pretendiendo ser tenida en cuenta en decisiones de carácter público: investigación científica, salud sexual, derecho de las mujeres a decidir sobre sus embarazos, etc.

No es de recibo que quienes no sean católicos tengan que votar en una Capilla. Y las contradicciones son más evidentes en el caso de Santa Marta ya que en la urbanización Signo XXV se vota en los locales municipales de Empleo y casualmente junto a ellos hay una Iglesia Evangélica ¿por qué en ese caso el Ayuntamiento cambia de criterio?

Parece evidente que tras el “sostenella y no enmedalla” existen razones ideológicas y estratégicas de sobra conocidas: llenar las urnas con los votos de un electorado que por razones obvias, el Partido Popular considera como propio.

Generar empleo y luchar contra la exclusión social, junto con una mayor participación ciudadana, ejes del programa electoral de la candidata de Izquierda Unida a la Alcaldía de Santa Marta de Tormes

Su trabajo durante la última legislatura ha sido uno de los más activos en la Corporación del Ayuntamiento trastormesino, con una labor de oposición estricta para controlar la gestión del equipo de Gobierno. Mariasun Barandiaran quiere continuar esta labor y aumenta la representación de su formación política.

– ¿Por qué quiere ser alcaldesa de Santa Marta de Tormes?

– Porque desde la política municipal se puede intervenir para cambiar la realidad de muchos ciudadanos que lo están pasando mal en una crisis que no han generado. No es que yo quiera ser alcaldesa sino que queremos gobernar para cambiar la realidad: esto no es un quítate tú para ponerme yo, sino una alternativa de izquierdas en un contexto de crisis social, ambiental y sobre todo de deslegitimación de la política y lo público.

Quiero demostrar que hay una forma radicalmente diferente de gobernar, con los ciudadanos, quiero defender lo público en un momento en que los alcaldes utilizan el poder para privatizar, como hace por ejemplo el PP en Santa Marta, con el apoyo del PSOE, privatizando la Escuela Infantil, la limpieza, etc.

Porque queremos una gestión del Ayuntamiento que sea  transparente y austera. Frente a la manera de gestionar el empleo en nuestro Ayuntamiento, nosotros gestionaremos una bolsa de empleo que permita acceder a los puestos de trabajo en igualdad de condiciones, teniendo en cuenta la capacidad y mérito de los aspirantes.

Facilitaremos a través de la página web de Ayuntamiento toda la información de los asuntos que esté llevando a cabo el Ayuntamiento en cada momento ,así como el patrimonio real de los miembros de la Corporación.

Gestionaremos de manera austera los recursos del Ayuntamiento. Tal y como venimos haciendo en solitario, propondremos una bajada en el sueldo del Alcalde y gastos de representación de los Concejales y Concejalas.

– ¿Qué necesita el municipio?

– Hace falta mucha transparencia y saber gestionar con austeridad para poder concentrar los esfuerzos en lo más urgente: crear, ampliar y mejorar muchos servicios públicos para que mejoren las condiciones de vida de los vecinos. Hace falta un Centro de Día, ampliar el Centro de Salud, vivienda pública en régimen de alquiler, transporte público de calidad y más económico y sobre todo, integrar a los jóvenes con una oferta de ocio diferente y diversificar la oferta deportiva: pistas de atletismo, escuela de futbol femenino etc,una nueva biblioteca, ampliar la oferta de la Escuela Oficial de Idiomas, una radio local, creación de nuevos parques.

– ¿Cuáles son los principales ejes de su programa?

– Nosotros reivindicamos una sociedad más justa, solidaria, igualitaria y respetuosa con el entorno. ¿Cómo se concreta eso? Pues en torno a cinco grandes apuestas: generar empleo y luchar contra la exclusión social; mejorar la financiación local con una gestión eficiente del gasto y una recaudación más justa; radicalidad democrática y democracia participativa, poniendo en marcha el Consejo de Participación Ciudadana, los presupuestos participativos y con medidas de lucha contra la corrupción; apostamos por unos servicios públicos de calidad; e impulsar un urbanismo democrático y sostenible: pensado en las necesidades de la gente, con un Plan de movilidad, y una gestión racional de los recursos como el agua, la energía y los residuos.

– Santa Marta  es un municipio marcado por el río Tormes ¿Qué planes tiene para revitalizar la zona?

– Uno de los objetivos prioritarios es la protección de la Isla del Soto. Para ello proponemos incluirla como un bien de interés natural a proteger. Queremos recuperar el río como espacio lúdico y deportivo. Pero si todos los municipios proponemos lo mismo, lo que también hay que decir es que es muy conveniente llegar a acuerdos para no duplicar esfuerzos, y tener infraestructuras infrautilizadas. Por eso proponemos un proyecto global que incluya todos los municipios ribereños consistente en la creación de un paseo fluvial con una intervención respetuosa con la flora y la fauna del río y su entorno.

– ¿Qué tienen sus propuestas que no tengan el resto?

– En primer lugar hay que decir que aún conocemos muy poquitas propuestas del resto de partidos. Nosotros llevamos casi tres meses generando propuestas concretas para y con la ciudadanía. Ahora bien, la verdadera diferencia está en el bagaje y la legitimidad con la que se plantean. El PP no puede hablarnos de austeridad cuando puso un salario “de oro” al Alcalde sin llevarlo en su programa y ha dilapidado recursos. El PSOE puede proponer ahora muchas cosas pero ha estado desaparecido cuatro años y haciendo de altavoz de las propuestas del PP.

– ¿Y su equipo?

– Nuestro equipo no vive ni pretende vivir de la política, nosotros “estamos de políticos” con un límite de ocho años y hemos venido a la política para hablar de los problemas de los vecinos. Son ellos el eje de nuestro programa. Participamos en la política municipal porque es el vehículo democrático para llevar la voz de los vecinos. El equipo lo componemos personas comprometidas con nuestra ciudad desde la diversidad.

– ¿Qué es lo primero qué hará si resulta elegida alcaldesa?

– Tres medidas para un primer pleno: rebajar drásticamente las percepciones de los ediles, y por supuesto el salario de la alcaldesa, poner los plenos a las 20:00 para que participen los vecinos y la tercera, poner a disposición de los vecinos los expedientes relativos a la gestión de la bolsa de empleo. Los vecinos tienen derecho a saber y conocer la realidad de cómo se gasta su dinero y quién y por qué es contratado en el Ayuntamiento.

– ¿Y qué promete no hacer nunca?

– Utilizar una responsabilidad como la de Alcaldesa para obtener privilegios personales. Yo soy profesora de Instituto y me presento voluntariamente. Prometo no ponerme nunca un sueldo como el del actual Alcalde y menos sin llevarlo en el programa.

– En un panorama de incertidumbre por el desánimo del electorado hacia los políticos ¿cómo se le puede motivar?

– Haciéndoles participes de las decisiones importantes, y haciendo una política que no sea ajena a sus problemas: no puedes ser que en campaña nos hagamos fotos y recojamos propuestas y luego les impidamos ser protagonistas en el día a día. Y también hablando en el Pleno de sus problemas, ni con una clase política que viva ajena a su realidad.

– ¿Por qué debe votar a Izquierda Unida?

– Porque nos hemos ganado la oportunidad y la confianza con un trabajo ingente, constante, en el día a día. Somos los únicos que damos a conocer lo que pasa en el pueblo, con nuestro boletín mensual, con nuestra Web, colgando los resúmenes de los plenos. Hemos presentado siempre alternativas y hemos sido la única oposición a Cascante. Somos la alternativa necesaria para la gente de izquierdas.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.